Información para el crucero

Golfo Sarónico - Embarque Atenas

Marina Kalamaki (Alimos) 

“Grecia reposa en el mar”, dijo el poeta Odiseas Elitis y Atenas hace honor a ese reposo, aunque el tamaño de la ciudad impida tener una perspectiva clara. Atenas, y más en concreto El Pireo son eminentemente marítimas. Es desmedido el número de mercantes y petroleros fondeados frente a su costa y el de ferrys que salen diariamente hacia las islas.

La base de Atenas (Marina de Alimos), aunque algo alejada de las Cícladas, puede servir de punto de partida para un crucero por las islas más próximas: Kea, Andros, Syros, Sifnos…, e idealmente, aquellos que dispongan de dos semanas, podrán adentrarse en el Egeo central para visitar las islas más alejadas como Mykonos, Santorini, Amorgós o Milos.

Y desde luego, al amarrar el barco, a la vuelta, la tripulación tendrá la posibilidad de cenar en uno de los múltiples locales con música griega en directo y deambular por las calles de Plaka, mientras en lo alto admiramos el eterno Partenón.

El Meltemi sopla a lo largo de la costa norte del golfo entre Corinto y cabo Sounio y es precisamente en las proximidades del cabo donde suele hacerlo con más fuerza y persistencia. Su dirección es del NE-NNE y su fuerza media entre 4-6 Bf. La fuerza del viento va disminuyendo según avanzamos hacia la parte sur del golfo. De hecho entre la peninsula de Methana y Poros los vientos son bastante más débiles y menos persistentes. En verano, cuando no sopla el Meltemi suele entablarse un régimen de brisas (2-4 Bf.) de componente sur.

Más al sur, en el golfo de Hydra, suele predominar un régimen de brisas térmicas (3-5 Bf) que comienzan a medio día y suelen encalmar al llegar la noche.

·         Páginas meteo recomendadas :

o    Meteo.gr

o    Windfinder

o    Weatheronline